La Sombra

Mientras bebo la sombra
de veinte alboradas,
despierta mi sueño
y la mar masturbada
con cañas de luz que no sirven de nada.

Ahora Lorca me ahorca
y me siento acabada.
Al final del destino
y con miles de espadas,
descansa el dolor y vuelve renovada.

Siempre estoy cansada
y nunca hago nada.

Anuncios

La Pastilla Toldo

Mi sombra se come
las horas de claridad
como obra de caridad
para ojos rotos

Los años son capas
del cemento en mi recuerdo
que fragmento como puedo
sin morder la cuerda

La pastilla toldo
de mi lluvia acuchillada
y furia amancillada
se fue a la villa