Ramera de un cuarto sin lluvia

El escote que estrena la idea
que, vestida de blanco, pasea
en el chicle de menta que muele el esmalte
diamante de arena

Cucaracha atrapada en el cilindro –
Mi llave borracha no siente;
es el pene del déjame-entrar-a-la-casa,
ramera de un cuarto sin lluvia

Me habita el orgullo de Escocia
y me bebe la esencia de sangre menstrual
El bartender catire de piedra
sospecha que ya no le voy a pagar

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s